EJERCITO DESALOJA EXTRAJUDICIALMENTE Y TIENE CERCADAS A 122 FAMILIAS CAMPESINAS

Este 30 de junio, a las 5:00 de la mañana, 122 familias, con sus pocas pertenencias, ocuparon la Finca Los Pinos, Fraijanes, Guatemala, finca propiedad del Estado en manos del ejército, con una extensión de 40 caballerías que se encuentran totalmente ociosas.

Preparan el desalojo en Finca el Pino

Estas familias intentaron acceder a tierra pero no encontraron respuesta de las instituciones de Estado que, en lugar de resolver la grave problemática agraria, se ha dedicado a perseguir a campesinos y campesinas, ha reducido los fondos para acceder a fincas y con medidas contradictorias busca enfrentar la grave crisis que ya se está viviendo en el campo donde muchas familias han tenido que reducir sus tiempos de comida.

A las 9:00 de la mañana, alrededor de 150 efectivos antimotines del ejército se presentaron en el lugar y, sin orden judicial, procedieron a desalojar a las familias campesinas; capturaron a dos compañeros que posteriormente fueron rescatados de las manos de los militares y, en estos momentos, mantienen cercadas a las familias a la orilla de la carretera, mientras nuestros compañeros y compañeras se mantienen gritando consignas, con la decisión de permanecer en el lugar.

Según el Artículo 8 de la Ley del Fondo de Tierras las tierras del Estado improductivas deben ser entregadas a campesinos y campesinas organizadas, pero estas tierras siguen en manos del ejército mientras miles de hermanas, y hermanos campesinos pasan hambre y miseria.

El ejército no tiene potestad para efectuar desalojos y ésta acción, a todas luces ilegal, evidencia, una vez más que el gobierno de Colom recurre a la represión, a la imposición de estados de excepción, a las acusaciones de terrorismo y a la criminalización de la demandas sociales. Esta es la verdadera política agraria del gobierno de la UNE.

Exigimos el inmediato retiro de las tropas militares que tienen cercadas a las 122 familias y que el Estado, en cumplimiento de la ley, adjudique esas tierras que no se están utilizando, para que pueda ser puesta a producir por campesinos y campesinas que lo necesitan.

Hacemos un llamado a la solidaridad nacional e internacional a demandar al gobierno que termine su política represiva, la remilitarización de la sociedad guatemalteca y le dé respuestas inmediatas y coherentes a la problemática agraria en una situación que se agrava con la crisis alimentaria.

 

Para enfrentar el hambre: Ocupar, Resistir y Producir

Cabeza Clara, Corazón Solidario y Puño Combativo
de las y los trabajadores del Campo

COMITÉ DE UNIDAD CAMPESINA –CUC–

MIEMBRO DE CNOC, WAQIB’ KEJ, CLOC Y LA VIA CAMPESINA

 

Artículos al azar

Síguenos en

Buscar

CUC TV

© 2017 Derechos Reservados - Comité de Unidad Campesina - CUC -