El 8 de agosto, en el marco del Día Nacional e Internacional de los Pueblos Indígenas, organizaciones indígenas y campesinas de Guatemala realizaron manifestaciones, protestas y plantones en las vías de tránsito, ante las empresas mineras, y autoridades del estado. En el Occidente, Noroeste, Nororiente y el Oriente, los campesinos se unieron en la lucha contra el alto costo de vida, contra la represión en el campo, y en defensa de la Madre Naturaleza.

El Comité de Unidad Campesina –CUC- participó en la coordinación de las manifestaciones a través de la Convergencia Nacional Maya Waqib’ Kej. En esta entrevista, el coordinador general del CUC, Daniel Pascual, hace una valoración de los resultados.

 
 
Puerto Barrios, Izabal, 8 de agosto 2008

¿Qué importancia tuvieron las manifestaciones el 8 de agosto?

"Algo muy positivo es que hubo una participación amplia y diversa entre organizaciones de carácter nacional y organizaciones regionales o locales. Fue una buena experiencia actuar juntas entre las organizaciones nacionales de Waqib’ Kej y organizaciones como Encuentro Campesino de Livingston, las comunidades de San Juan Sacatepéquez y organizaciones desarrolladas alrededor de las consultas comunitarias sobre minería, como la Asamblea Departamental de Huehuetenango.

Logramos coordinar las acciones, porque compartimos las mismas luchas. Para conmemorar el Día de los Pueblos Indígenas consensuamos tres temas, que son los temas que más le preocupan a la gente en el área rural. Primero, el rechazo a la explotación minera y un respaldo a las consultas comunitarias. Segundo, la demanda que cese la criminalización del movimiento campesino. Y tercero, una protesta ante el alto costo de la vida y los alimentos básicos."

¿Qué se esperaba lograr con las manifestaciones?

"El objetivo era hacer del Día de los Pueblos Indígenas un día de denuncia de las violaciones de nuestros derechos, y al mismo tiempo fue una prueba de nuestra articulación organizativa. Esto se logró, porque fijamos los tres temas en el debate público, y con las movilizaciones coordinadas mostramos nuestra capacidad de actuar junto entre las organizaciones. Estas son movilizaciones que pueden dar pie a las próximas movilizaciones, más masivas y articuladas todavía, porque los temas no están resueltos.”

Frontera La Mesilla, Huehuetenango, 8 de agosto 2008

¿Por qué no se buscó una reunión con el gobierno?

"Sabemos que lo que no se logra con un día de movilización es que se suspenda la represión contra el movimiento indígena y campesino, o que se suspenda la explotación minera. Se ve claro que el interés del gobierno no es atender a las demandas populares. La decisión de no manifestar el mero día 9 de agosto no era sólo porque era día inhábil, sino para no coincidir con las actividades oficiales y el nombramiento del embajador de los pueblos indígenas por el presidente.

Lo que quisimos evitar es una situación donde cada quién busca concretar su paquete particular con el gobierno, y hace acuerdos por su cuenta para oxigenarse como organización, pero sin resolver los temas de fondo.

Acuerdos del gobierno no pueden parar el movimiento, cualquier tipo de movimiento, organización local o nacional. ¿Cómo vamos a parar, si sigue la explotación minera, si sigue la represión y la persecución penal contra el movimiento, si sigue tan alto el costo de la vida?

Si en 20 municipios en Huehuetenango y otras más de San Marcos han dicho un NO rotundo a la explotación minera, no podemos decir lo contrario a las consultas comunitarias."

 

El compañero q'eqchi' Ramiro Choc quien había mediado en conflictos de tierra en el departamento de Izabal, fue detenido por la policía de forma extrajudicial el 14 de febrero del presente año.

 

La primera audiencia ante el tribunal estaba prevista para el 10 de junio; sin embargo, fue suspendida y reprogramada para el 26 de junio. Por este medio presentamos el video con la declaración de Ramiro Choc ante el Juez de la 1a. Instancia Penal de Puerto Barrios, Izabal, gracias al Centro de Medios Independientes.

 

La defensa había interpuesto un recurso de prejucialidad por la falta de pruebas. Sin embargo el juez decidió enviar a tribunal de sentencia el proceso de Ramiro Choc para que se resuelva en juicio oral.

 

Ramiro Choc ya cumplirá cinco meses de estar preso sin condena. El abogado defensor, Lic. Sergio Beltetón, califica la larga espera como una “condena anticipada”, ya que el debate o audiencia de juicio oral podría iniciar hasta dentro de varios meses, incluso hasta el próximo año, por la falta de suficientes tribunales de sentencia en Guatemala.

 

Asimismo, Beltetón cuestiona la falta de voluntad del Ministerio Público de conocer los testimonios de los testigos principales de los hechos:

 

“La única prueba en contra de Ramiro Choc son los testimonios de cuatro policías nacionales civiles que mienten en cuanto a la participación de él en la solución de un conflicto surgido en la comunidad Buena Vista, Livingston, Izabal, a la que llegó como mediador a solicitud de las propias autoridades gubernamentales, quienes lamentablemente, y sospechosamente, el Ministerio Público no los citó para que declararan como testigos."

 

 

Mensaje enviado por Encuentro Campesino, Livingston, Izabal:
"El 10 de Junio se da la audiencia por el caso Ramiro Choc - preso político del gobierno de Alvaro Colom - fecha en la que se decide si va a juicio o se queda en libertad. Por eso pedimos la solidaridad urgente de la comunidad nacional e internacional firmando la acción urgente y enviandola a las autoridades sugeridas."

 

Leer mensaje completo

Extracto del documento:
"INCURSIÓN MILITAR A COMUNIDAD INDÍGENA Y EJECUCIÓN EXTRAJUDICIAL DE MARIO CAAL BOLÓN"

"El 14 de febrero de 2008, alrededor de las 12:15, en el puente de Río Dulce, elementos de DIPRONA pararon la camioneta en la que viajaba Ramiro Choc hacia la ciudad capital de Guatemala. Registraron la camioneta y un presunto detective de la PNC vestido de particular que viajaba en el mismo autobús señaló a Ramiro Choc, mientras que los elementos de DIPRONA procedieron a su detención. En los breves minutos que trascurrieron hasta el momento de su detención, Ramiro Choc, alcanzó a realizar una llamada para informar a una persona de la comunidad.

Pese a que en ese momento fue trasladado a la sede la PNC de Río Dulce, el detenido no fue puesto inmediatamente a disposición del juzgado competente siendo día hábil de trabajo, sino fue llevado hacia la parte de atrás de la sede policial, donde insistentemente le preguntaron ¿dónde estaban las armas?

Alrededor de las 13:30 horas llegaron dos radiopatrullas, quienes sacaron a Ramiro Choc del lugar donde se encontraba en ese momento y se dirigieron por la ruta que conduce hacia La Ruidosa; en cuyo trayecto continuaron intimidando a la víctima al decirle que ya sabían que tenía hijos y esposa, y amenazándolo con que le harían daño a su familia si no colaboraba. Antes de llegar a Entre Ríos, la patrulla se desvió hacia uno de los potreros que estaba totalmente solitario. Según informa la víctima, los elementos de seguridad pública le decían: “aquí vamos hacer el trabajito”. A partir de ese momento, el líder K’ekchi’, Ramiro Choc, inició a sospechar que el objetivo era asesinarlo, e inmediatamente le comunicó a sus captores que las comunidades ya estaban informadas de su detención, pudiendo verificar tal extremo en la llamada que había hecho desde su celular.

Después de comprobar este dato, la policía salió del lugar y continúo su marcha hacia el poblado Entre Ríos, al llegar allí regresó aproximadamente veinte kilómetros con destino nuevamente hacia Río Dulce, en donde se encontraron con otra radiopatrulla, de la que se baja Alfredo Bolón, guarda recursos de Coordinadora de Nacional de Áreas Protegidas (CONAP), vestido de PNC. Éste procedió a confirmar la identidad de la víctima a quien buscaban. De la misma radiopatrulla se bajó probablemente uno de los jefes de la Comisaría de Izabal quien le dice a la víctima “yo sé lo que voy hacer con vos”.

Unos minutos más tarde, los elementos de la Policía reciben una llamada, el secuestrado hasta ese momento recuerda que la frase que escucho fue la siguiente: “no podemos hacer el trabajo, el desgraciado hizo una llamada”. En seguida procedieron a trasladarlo hacia la sede policial de Santo Tomás de Castilla, donde la víctima solicitó una llamada que le fue negada. En seguida se hizo presente al lugar el fiscal del Ministerio Público (MP) quien le grito: “invasor, dónde están las armas”. Nuevamente los elementos de la PNC recibieron otra llamada y nuevamente informaron que “no es posible hacer el trabajito, se va a seguir la vía legal”.

No obstante, el proceso judicial contra Ramiro Choc ha seguido el trámite jurídico correspondiente. La defensa del imputado interpuso un recurso de “prejudicialidad”, figura jurídica con la que se argumenta la falta de pruebas para hacer efectivo el procesamiento del detenido, tomando en cuenta que él no sólo no vivía en el barrio Buena Vista La Esperanza donde tuvieron lugar los hechos, como para que se le acuse de usurpación agravada, robo agravado y detención ilegal; si no al mismo tiempo, la fiscalía no ha realizado las indagaciones correspondientes para determinar en el marco del litigio de tierras quién es el legítimo propietario de estas tierras, la municipalidad del Livingston o la señora Lemus de Castellán.

No existiendo pruebas que ameriten la detención de Ramiro Choc, sí el proceso estuviera libre de intereses políticos, correspondería la inmediata liberación del detenido. No obstante, se tiene conocimiento que su caso ha sido discutido en esferas gubernamentales, a nivel regional y nacional, concretamente entre el Ministro de Gobernación y empresas ambientalistas, que buscan tratar éste como un caso ejemplar que siente precedente hacia otros líderes del movimiento campesino e indígena."

 

Entrevista al coordinador general Daniel Pascual por la revista electrónica Rebelión, en el marco del treinta aniversario del Comité de Unidad Campesina -CUC-

"Con la consigna 'Cabeza clara, Corazón solidario y Puño combativo', el Comité de Unidad Campesina (CUC) de Guatemala lleva 30 años en la lucha 'por arrancar de raíz la injusticia y el sistema opresor y excluyente' que padece este país centroamericano. Esta organización de base campesina, indígena y popular agrupa cerca de 200 comunidades y 8.000 familias".

Leer entrevista en Rebelion.org

Artículos al azar

Síguenos en

Buscar

CUC TV

© 2017 Derechos Reservados - Comité de Unidad Campesina - CUC -